jueves, 22 de febrero de 2007

Apenas un fantasma.


La primera vez que te ví fue camino a casa, apenas una sombra, apenas un parpadeo.

Se me hizo habitual reconocerte entre la gente, tras los cristales, a la vuelta de un pasillo, en las mesas de los restaurantes, en las miradas perdidas y en los extraños escalofríos que recorren mi cuerpo sin razón.

Apenas tu hombro, o tu pierna, apenas tu cuello rozando el filo de tu cabello, apenas un susurro camuflado en la multitud de voces, apenas tus ojos, apenas tu, de seguro tu.

Pronto entrarías en mi vida sin dar noticia, mientras tanto yo te sabría a mi lado al despertar, y en esa misma cama al llegar por las noches, esa sería por un buen tiempo tu permanente presencia.

Nada podría interrumpir nuestro platónico idílio, nada a excepción de una cosa, apenas un roce, apenas un mínimo toque de tu piel y mi piel, apenas la chispa de ignición.

Me había acosatumbrado a tu presencia pero no a ti, a verte pero no a sentirte, a saberte aquí pero no en mi.

Sin razón para salir de la habitación, me olvidé de tu estancia intrusa y regresé a la cama.

Fue ahí , fue así que mi espalda se encontó con tu mano, que tus dedos acariciaban mis muslos, que el sol transitaba por las sábanas compartiendo nuestros cuerpos.

Apenas un aliento de mi boca sobre tu espalda arqueada, detonaba un incendio convulso, apenas un susurro de incontables gemidos que me no me permitian detener mi gusto por el acido en tu piel.

Y tu piel llenandolo todo, llenandome los ojos, llenandome a mi, apenas entrando en mi llenandome.

Y en un momento todo terminó, con una explosión, con las brasas ardiendo con las respiración interminable, con mi cuerpo vacío, mis manos sin tu piel, mi habitación vacia, sin ti.

Nunca más volviste, siempre fuiste apenas un fantasma.

7 comentarios:

Silencio V4 dijo...

Un fantasma trastocando cada latido, reteniendo sangre para que sintieras que algo te deja sin aliento.

El fantasma se queda porque quiere, porque no acepta la nada, es más sencillo mantenerse de sentimientos, tocar la piel.

Que solo desvancerse.

Saludos y un abrazo, claro ahora el que necesita ayuda para encontrarse soy yo. Pero que le hacemos. Jeje debe ser tanto sol.

Cuidese.

Cerber dijo...

silencio √ 4

En eso de andar perdido soy la voz de la experiencia, pero lo cierto es que siempre encuentro la forma de encontrarme, pura supervivencia y se que usted también lo lograra.

Ahora que como la chinita, si me vuelvo a perder y sigues perdido pues ojalá nos encontremos los dos.

Un saludo

Yol dijo...

Hermoso idilio en una noche cragada de pasión con ese fantasma que coexistia contigo

A veces debemos disfrutar los instantes hermosos que la vida nos da... caray tantas ideas pasan por mi cabeza ha llegado al hora de escirbir

Abrazos estrellados

Cerber dijo...

Fueron algunos encnetros con ese fantasma, pero ahora desapareció para siempre.

Es momento de que el espacio se vuleva a llenar, pero ya no de fantasmas.

Silencio V4 dijo...

Algo así como Grace en The Other, me saldré corriendo a la niebla, igual nos topamos, nos tomamos un café y seguimos perdidos en la niebla.

Saludos

Silencio V4 dijo...

The Others

Cerber dijo...

Silencio √4

Si ya entraste en la niebla busca un listón y siguelo, porque aca tengo un extremo que no se adonde va.


Saludos.